Google+ imprimir cuaderno de viaje

La playa fluvial de Remesquide, en Santomé de Obra, es también conocida como A ínsua da Peregrina. Este nombre se debe a que en la iglesia parroquial de Obra se venera una imagen de la Virgen Peregrina, a la que los vecinos de la parroquia hacen fiesta el primer sábado y domingo de agosto.

La Ínsua de Remesquide está unos 150 metros más abajo del puente de igual nombre, mide de largo unos 270 metros, y de ancho más de 50. Por su forma elíptica y por ser alta y llana, parece un gran barco anclado en el río. Desde el lado derecho del Ulla, se accede a ella cruzando primero el puente Remesquide, y después el de entrada al islote, de 15 metros de longitud.

Dentro, el islote tiene un cerramiento de palos torneados todo a orillas del río para proteger a los visitantes y está lleno de robles. Bajo ellos cuenta con un riquísimo equipamiento. En el centro hay una gran cantina en un edificio de madera con base de piedra. Y esparcido por todo el islote hay el siguiente mobiliario, todo de piedra: 15 mesas con dos bancos cada una, 15 bancos sueltos y 10 asadores. También cuenta con un parque infantil.

En la entrada de la ínsua hay una fuente de piedra, en la que está la placa con los datos de la inauguración del área. Y repartidos por esta hay 17 puntos de luz. Fuera del islote, incluso antes de la entrada a su puente, hay una carballeira de robles centenarios bajo la cual se aparcan los vehículos.

Galería de imágenes

Playa fluvial de Remesquide Remesquide 3 Playa fluvial de Remesquide 2 Playa fluvial de Remesquide 3 Playa fluvial de Remesquide 4 Remesquide 1 Remesquide 2

Más información

Localización
Remesquide, Vila de Cruces, 15822
Si detectas algún error en esta página, por favor comunícalo a ot@santiagoturismo.com