estado do tempo
Today is thursday 24 april, it is 7ºC and showers in Santiago

Content not available in English. Sorry for the inconvenience

Pablo Picasso: 'Suite Vollard'

29/06/2011 - 01/11/2011
[Exhibitions]

Un centenar de grabados de Pablo Picasso llegan a la Sede de la Fundación Caixa Galicia de Santiago para quedarse hasta el otoño. La 'Suite Vollard', realizada para el marchante francés Ambroise Vollard entre 1930 y 1936, estuvo más de cuarenta años escondida en un banco parisino, y fue exhibida por primera vez en 1979. Hoy constituye una de las series de impresiones más importantes de la historia del arte, solo comparable a las de Rembrandt y Goya.

Las estampas con aguafuerte, aguatinta, aguada, punta seca, buril o rascador son de una inusitada riqueza técnica y temática. Las escenas beben del arte helénico y su potente erotismo: el taller del artista se puebla de minotauros, sátiros, dioses, héroes y faunos que encarnan las obsesiones y los atormentados pasajes de ternura, pasión y soledad de la biografía sentimental y creativa de Picasso.

La Fundación Novacaixagalicia ha diseñado un programa de actividades paralelas para acompañar a los visitantes en la jornada inaugural. De 12 a 14 y de 16 a 21.00 horas, el Servicio Didáctico de la entidad gestionará un recinto habilitado específicamente en el que se desarrollará un taller de estampado, abierto al público, en el que los aficionados al arte podrán descubrir los secretos de esta técnica artística y realizar sus propios grabados. Además, se ha reforzado el programa de visitas guiadas, con un experto que desentrañará los numerosos secretos de estas espectaculares obras a las 12.30, 17, 18.30 y 20 horas.

Los casi cien grabados que se exponen en la antigua Casa Grande do Pozo compostelana fueron ejecutados entre septiembre de 1930 y junio de 1936 con técnicas muy diversas, como buril, punta seca, aguafuerte y aguatinta al azúcar. Su empleo de manera inusual y sorprendente (Picasso aplicaba por ejemplo los ácidos con pincel para conseguir extrañas veladuras, o utilizaba líneas puras, muy simples) dotaron a las estampas de un0020“extraordinario naturalismo sensual”, según los organizadores de la muestra.

En el conjunto expuesto ahora se pueden apreciar claramente cuatro temas (el taller del escultor, el minotauro, Rembrandt y la batalla del amor) más tres retratos de Ambroise Vollard, realizados en 1937 para completar el centenar de grabados. Algunas referencias tienen su origen en un relato breve de Honoré de Balzac, titulado ‘Le Chef-d’œuvre inconnu’ (‘La obra maestra desconocida’, 1831), cuya lectura impresionó profundamente a Picasso. En él se narra el esfuerzo de un pintor por atrapar la vida misma a través de la belleza femenina y plantea premonitoriamente los orígenes del arte moderno, del que Picasso va a ser uno de los principales forjadores.

Las relaciones entre arte y vida, encarnadas metafóricamente en la relación entre el artista y la modelo, se plantean claramente en el texto de Balzac, pero Picasso, que trató este tema también en cuadros, dibujos y otras series de grabados desde 1914, no se limita aquí a realizar unas meras ilustraciones de él sino que, sirviéndose de este mito moderno, entreteje los acontecimientos de su propia vida con la práctica del arte.

De este modo, en estas planchas podemos descubrir muchos rasgos de la biografía sentimental de Picasso: su ruptura matrimonial con Olga Koklova; los amores prohibidos con Marie Thérèse Walter, entonces menor de edad, para quien Picasso se convierte en Pigmalión, ese mítico escultor cretense que modeló una estatua tan bella que se enamoró de ella y rogó al cielo que le dotara de vida y sensualidad; y, por último, su relación conflictiva con Dora Maar. Pero también se pueden apreciar en otros de estos grabados algunos de los temas iconográficos que configurarán el ‘Guernica’, tragedia contemporánea que afectó a Picasso muy personalmente y que universalizaría en su célebre cuadro.

Pablo Picasso (Málaga, 1881 - Mougins, 1973), está universalmente considerado uno de los genios del arte de todos los tiempos. Su padre, pintor y profesor, fue quien le inició en el dibujo y en la pintura. Instalado en A Coruña desde 1891 (su padre había sido nombrado docente de un instituto local), en 1895 se trasladó con su familia a Barcelona, donde se rodeó de un grupo de artistas y literatos entre los que cabe citar a los pintores Ramón Casas y Santiago Rusiñol, con quienes acostumbraba reunirse en el bar Els Quatre Gats.

Entre 1901 y 1904 Picasso alternó su residencia entre Madrid, Barcelona y París, mientras su pintura entró en la etapa denominada “período azul”, fuertemente influida por el simbolismo. En la primavera de 1904 decidió trasladarse definitivamente a París.
En la capital francesa trabó amistad, entre otros, con los poetas Guillaume Apollinaire y Max Jacob y con el dramaturgo André Salmon; entretanto, su pintura experimentó una nueva evolución, caracterizada por una paleta cromática tendente a los colores tierra y rosa.

A finales de 1906 empezó a trabajar en una composición de gran formato que iba a cambiar el curso del arte del siglo XX: Les Demoiselles d'Avignon (Las señoritas de Aviñón). De su estrecha colaboración con Georges Braque surgió el cubismo, un estilo revolucionario que acabó con el sistema tradicional de representación ilusionista del espacio, cuyas consecuencias llegan hasta nuestros días. Ambos artistas, partiendo de las enseñanzas de Cézanne, inventaron un nuevo lenguaje basado en la fragmentación y la simultaneidad de la representación de la forma, en la reinterpretación de los objetos, con una gran austeridad en el color (cubismo analítico) que fue haciéndose paulatinamente más abstracto (cubismo sintético).

En la segunda mitad de los años veinte, contagiado por el ambiente surrealista, los personajes de sus obras se distorsionan y sus temas se hacen paulatinamente más dramáticos. Aunque participó en la exposición surrealista de 1925, nunca se vinculó formalmente con ese grupo. Tras el bombardeo aéreo de Guernica, pintó una gran pintura mural que presentó en el pabellón de la República Española en la Exposición Universal de París de 1937.

En la década de los cincuenta realizó numerosas series sobre grandes obras clásicas de la pintura, que reinterpretó a modo de homenaje. Picasso desarrolló simultáneamente una importante labor como escultor, como ceramista y también grabador, demostrando en cada uno de estos campos la misma fuerza creadora que se evidencia en su pintura. Algunas de sus series de grabados se cuentan entre las más importantes del siglo XX.

More information

Venue
Centro Cultural Novacaixagalicia
Location
Rúa do Vilar, 19, Santiago de Compostela, 15705
Start time
12:00:00
Start date
29/06/2011
Finish date
01/11/2011
If you detect any errors in this web, please notify ot@santiagoturismo.com
Google Street View is an automatic service by Google that obtains street images based on geographic location. Turismo de Santiago is not responsible for its content, composition or perspective. This resource is only included as a guideline
How much did you like this entry?
Share it on:
What do you think?
You have to register in order to comment.
Enter your username and password here.